DECLARACIÓN DE MALTA ES IRRESPETADA POR VENEZUELA

CONTINÚAN LOS ATROPELLOS A LOS DERECHOS HUMANOS EN EL PAÍS SUDAMERICANO

Ocho presos políticos en Venezuela opositores al régimen de Maduro encarcelados en la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia de Venezuela -SEBIN- realizaron una huelga de hambre por más de una semana a principios del mes de diciembre, durante la cual se les prohibió atención médica, visitas de familiares y sufrieron agresiones por parte de las autoridades. Familiares de los reclusos expresaron en diversas ocasiones los atropellos a los derechos de los mismos y figuras como Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, llegaron al punto de encadenarse en el Vaticano para exigir el respeto a los presos y a la Declaración de Malta.

Los presos explicaron mediante un comunicado que no se están cumpliendo los acuerdos alcanzados en la mesa de diálogo entre el gobierno y la oposición, por lo que decidieron tomar acciones. «Como consecuencia del incumplimiento por parte del régimen de los acuerdos que aceptó en la mesa de diálogo, como fue la libertad de los presos políticos, canal humanitario y elecciones, hemos decidido iniciar una huelga de hambre indefinida», explicaron.

De los catorce presos que iniciaron la huelga, desistieron seis. Los ocho restantes aseguraron estar dispuestos a mantener su decisión hasta las últimas consecuencias, a la vez que incentivaron a los demás reclusos por cuestiones políticas en otras cárceles sumarse a la huelga para ‘’conquistar la libertad de Venezuela’’.

Horas después del anuncio de la huelga de hambre, Adriana Pichardo, diputada opositora, denunció a través de su cuenta de Twitter que por realizar la huelga de hambre golpean brutalmente a presos políticos, entre los que se encuentran jóvenes, mujeres y diputados.

Los opositores pidieron el apoyo del Vaticano, que auspicia junto con la Unión de Naciones Suramericanas -UNASUR- el diálogo entre el gobierno y la oposición, que inició el 30 de octubre y no ha mostrado avances significativos. En medio de acusaciones por parte de ambos bandos por incumplimiento de los pactado, la Mesa de la Unidad Democrática -MUD- amenazó en diversas ocasiones con retirarse de las conversaciones.

El pasado 18 de diciembre, los ocho presos políticos que mantenían la huelga de hambre desistieron luego de la visita del nuncio apostólico Aldo Giordani y el diputado opositor Timoteo Zambrano. «Accedimos a desistir de este mecanismo de lucha debido al deterioro de nuestra salud y para garantizar nuestras vidas», escribieron los presos, de su puño y letra, en una carta difundida por la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV).

Familiares y abogados de los reclusos que mantenían la huelga denunciaron en reiteradas ocasiones que los presos eran aislados y maltratados por funcionarios del SEBIN. En la carta presentada por la CEV, los presos expresaron el deseo de que la conversación que sostuvieron con Giordani y Zambrano sirva para que se cumplan sus exigencias.

La Mesa de la Unidad Democrática congeló el diálogo el pasado 6 de diciembre, al considerar que el gobierno no cumplió con los acuerdos pactados. Sin embargo, las reuniones técnicas de la mesa de los derechos humanos se mantienen.

Una de las principales exigencias de la MUD en las negociaciones con el gobierno es la liberación de todos los presos políticos, a quienes las autoridades venezolanas les adjudican actos de violencia como delitos y niegan que se encuentren encarcelados por acciones políticas.

Encadenadas en el Vaticano

Lilian Tintori, esposa del líder opositor Leopoldo López, quien se encuentra preso desde hace más de 1,000 días, se encadenó el pasado domingo 4 de diciembre en la plaza de San Pedro en el Vaticano, para exigir la liberación de los presos políticos en Venezuela. Junto a ella, se encadenaron Antonieta López, madre de Leopoldo López y Mitzy Capriles de Ledezma, esposa del alcalde de Caracas, Antonio Ledezma.

‘’Lo que nos impulsa a hacer esta protesta pacífica es una decisión de paz, de amor, de solidaridad con más de 100 presos políticos,presos que nunca debieron estar ahí porque son inocentes’’ expresó Tintori. Por otra parte, Mitzy Capriles, expresó las razones del encadenamiento y reiteró la fe colocada en el Vaticano. ‘’Estamos aquí para pedir justicia y paz, esta es una acción llena de amor. Tenemos fe que el Vaticano nos va a ayudar a cumplir con la libertad de los presos políticos’’, expresó la esposa del opositor preso Antonio Ledezma.

Tintori denunció represalias contra los ocho presos políticos que sostuvieron la huelga de hambre desde principios del mes de diciembre, a quienes se les fue prohibido recibir visitas familiares, atención médica y fueron constantemente agredidos por guardias de SEBIN.

“Estamos en el Helicoide en apoyo a los presos políticos que están en huelga de hambre por su libertad. Denunciamos que les bloquearon la visita familiar y de sus abogados por retaliación, como castigo por la huelga, lo más sagrado que tiene un preso es la visita y a ellos se la quitan. Desde que comenzaron la huelga, solo han podido tomar agua, le trajimos insumos, tapa bocas, suero y no se los han dejado pasar. Desde aquí pedimos que se respete el Tratado de Malta, que establece las condiciones que se le deben respetar a todo ser humano que haga una huelga de hambre”, expresó Tintori.

La Declaración de Malta sobre las personas en huelga de hambre fue ratificada en el año 1991 por la Asamblea Médica Mundial y es un derecho que debe cumplirse en todo el mundo. Establece siete principios como el respeto a la autonomía, derecho al beneficio y daño, independencia clínica y confianza.

Los familiares del diputado Renzo Prieto, de Ronny Navarro, Vilca Fernández, Gregori Sanabria, Ángel Contreras, Andrea González, Yeimi Varela, Venus Medina y Betty Grossi, informaron que le fue solicitada la intervención de la Cruz Roja para verificar el estado de salud de los huelguistas, la cual fue negada.

Tintori concluyó con su declaración explicando que en esa cárcel hay 28 presos políticos con orden de excarcelación pero los mantienen secuestrados, por eso alzaron su voz mediante la huelga de hambre. ‘’Desde el Helicoide pedimos una Navidad sin presos políticos, una Navidad en libertad”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *