EL TSE JUGANDO AL “TIN MARÍN”

zury portilloEl Tribunal Supremo Electoral sigue en el centro de la coyuntura nacional. Esta vez, tras el cierre del periodo de inscripción de candidatos, sacude el panorama electoral con la negativa a inscribir a varias figuras políticas. El primer caso ha sido el de la candidata presidencial por el partido ViVa, Zury Ríos, a quién se le niega la inscripción bajo el argumento de que viola el artículo 186 de la Constitución. Dicho artículo prohíbe la participación de parientes de quienes han ejercido el poder. A decir de los abogados de Ríos, existe “parcialidad y presiones” detrás de dicha resolución puesto que en otros casos se permitió la inscripción de familiares (Vinicio Cerezo, Luis Ernesto Sosa, Patricia de Arzú y Jacobo Árbenz Villanova). Además que los magistrados que hoy votaron en contra, Jorge Mario Valenzuela y Rudy Pineda, en 2011 dictaminaron en favor de Sandra Torres para que fuera inscrita pese a haber sido esposa del entonces Presidente Álvaro Colom.

Otro caso que ha generado incertidumbre es la negativa a la inscripción del ex Presidente Alfonso Portillo, bajo el argumento de que no cumple con la idoneidad y honradez que exige la Constitución para optar a un cargo público. Si bien el ex mandatario se declaró culpable y cumplió una pena por sus actos de corrupción, existen reclamos sobre porqué el TSE no aplica los mismos criterios para anular otras candidaturas. Como ejemplo se podrían mencionar los casos de los cuatro diputados de LIDER que fueron puestos en evidencia de cómo chantajeaban a un Ministro a cambio de que les otorgaran obras públicas a sus allegados.

Es en estos momentos en los que se necesita que el TSE demuestre ser una institución independiente que puede dictaminar sin presión de políticos que intentan deshacerse de sus rivales y que aplica su interpretación de la ley a todas las candidaturas por igual. Como reza el dicho: “O todos hijos, o todo sentenciados”. El TSE no puede seguir jugando al “tin marín”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *