TÉTRADA DE LUNAS

¿UN AVISO DEL FINAL DE LOS TIEMPOS?

lunas

El 15 de abril vimos el eclipse total que tiñó a la luna de rojo. Otro fenómeno igual nos espera el 8 de octubre y otros dos se podrán ver en 2015. Se trata de una tétrada de lunas rojas    que no ocurre frecuentemente por lo que su aparición está asociada, dentro de algunas tradiciones judías, a desastres naturales relacionados con el fin de los tiempos. ¿Es esto lo que nos espera?

Este suceso se ha dado en contadas ocasiones, coincidiendo con grandes fechas para los judíos. Hay tres casos en especial que vale la pena que recordemos. Entre 1493 y 1494 durante la Inquisición, los españoles expulsaron de sus tierras a los judíos residentes que se negaron a convertirse al catolicismo. Entre 1949 y 1950 coincidió con el reconocimiento mundial de Israel como un Estado independiente. Diversos líderes espirituales han comentado que se trató de una repatriación divina del pueblo elegido a la tierra sagrada, entre ellos el pastor evangélico John Hagee. La tercera tétrada de lunas rojas se dio entre 1967 y 1968, coincidiendo con la Guerra de los seis días entre Israel y Palestina que terminó con la recuperación de Jerusalén al país judío.

La tétrada de lunas rojas que empezó el 15 de abril de este año ha provocado pavor entre  quienes tienen inclinación a buscar señales que les avisen del fin de los tiempos. Esta vez, a diferencia de las tétradas anteriores, tiene un carácter especial ya que cada eclipse coincidirá con una fecha sagrada para los judíos. La primera y recién ocurrida se dio en los últimos días de la pascua judía. La segunda tendrá lugar el 8 de Octubre de este año, el mismo día que la fiesta de los tabernáculos. La tercera será nuevamente en la pascua, el día 4 de abril del próximo año. La última coincidirá una vez más con la fiesta de los tabernáculos el 28 de septiembre del 2015.

Diversas webs como www.ultimaadvertencia.org intentan advertir sobre el significado de este fenómeno estelar. Se apoyan en diversas citas bíblicas como Joel 3, 4: “El sol se cambiará en tinieblas y la luna en sangre, antes de la venida del Día de Yahveh, grande y terrible” y Apocalipsis 6, 12: “Y seguí viendo. Cuando abrió el sexto sello se produjo un violento terremoto: y el sol se puso negro como un paño de crin, y la luna toda como sangre”. Invitan a los lectores del sitio a arrepentirse de sus pecados y prepararse para el juicio final.

El hombre siempre ha buscado en las estrellas las claves para descifrar su futuro y esta teoría sobre la tétrada de lunas rojas parece confirmarlo. No podemos saber a cabalidad si son señales divinas o un simple evento estelar, lo que si podemos hacer es apuntar bien las fechas y prepararnos para disfrutar de este evento que rara vez se puede observar dos veces en la vida.

 Más señales en el cielo

Hay quienes señalan que esta tétrada de lunas rojas tiene un sentido especial en cuanto forma parte de una cadena de eventos cósmicos aún más grande. De esta cuenta el 19 de octubre de este año se podrá observar al cometa Siding Spring que pasará cerca de Marte y que incluso, existe una mínima posibilidad de que pudiera impactar con la tierra. El 23 de octubre también habrá un eclipse parcial de sol, este fenómeno se repetirá el 13 de septiembre de 2015. Coronando esta cadena de eventos el 20 de marzo del próximo año el sol se eclipsará completamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *